Existen varios y diferentes sistemas de seguridad para evitar que te roben la moto, o al menos, para ponerlo más difícil.

19 Oct 2017

Podemos diferenciar tres fases, la primera trataría de las medidas básicas que empleamos antes de que podamos sufrir un robo, a modo de prevención; la segunda fase sería el robo de la moto y la última, la recuperación de la misma.

Centrándonos en la primera fase, encontramos los métodos más sencillos como la llave de contacto, bloquear el manillar, la pinza en la rueda o poner cadenas atando la moto a alguna farola, todos ellos para evitar que sea arrancada y robada. Pero como todos sabemos, estos utensilios son muy fácilmente manipulables por todos aquellos cuya intención es llevarse la moto.

Otras medidas que podemos usar es dotar a la moto de una alarma sonora o emplear los sistemas de GPS auto-gestionados y de telefonía que te avisan cuando hay alguna incidencia.

En este punto, encontramos el sistema Detector OnBike, que además de ofrecer la localización de tu moto 24 horas a través de la nueva App GD Drive; podrás contar con una serie de notificaciones como; Alerta por vuelco en caso de caída de la moto, Ecall en caso de impacto brusco; Towing, alerta ante  movimientos no autorizados y Falling en caso de caída de la moto con la llave de contacto. Se trata del sistema líder en localización y recuperación de motos robadas, con un índice de recuperación superior al 95% en una media de 4 horas.

Pero dotar a tu moto de uno o varios de estos sistemas, no te asegura que la moto no vaya a ser robada. En caso de serlo, solo podrás acudir a los sistemas de GPS para poder localizarla. Detector OnBike acude de la mano de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (FCSE) al punto exacto, todo ello posible gracias a la tecnología avanzada empleada que llega donde otros sistemas no lo hacen.

2018-03-30T02:20:15+00:00